Autor: Pannu, Sujan Singh
ISBN: 9788190728805
Tamaño: 215mm x 150mm
Páginas: 392
Encuadernación: Tapa blanda
Número de edición: 1a
Año de edición: 2008
PVP : 20.00€

 

Comprar online

Altaïr

URead

  Lugares y leyendas: India del sur  
 
  El visitante a la India del sur no puede menos que quedar fascinado ante tanta belleza natural y arquitectural, ante tanta amabilidad y hospitalidad, ante tanto color y esplendor…

El autor, oriundo del norte del país, quedó impresionado con este paraíso y así visitó lugar tras lugar, rincón tras rincón, decidido a dar a conocer todo el caleidoscopio de la India del sur. Más allá de una guía, el autor presenta, en su inimitable estilo, bellas leyendas, lugares, anécdotas y cautivantes páginas de historia. El lector no solamente se deleitará con la magia mitológica sino que también descubrirá nuevos e interesantes destinos turísticos no presentados hasta la fecha.
 
  Fragmentos

Otra ofrenda que hacen muchos devotos en Tirumala es el pelo. Hombres, mujeres y niños se hacen rapar como una penitencia. Dicen que sacrificar el pelo equivale a conquistar el ego. Hay un enorme edificio donde centenares de barberos hábiles van afeitando gratuitamente la cabeza de todos los que se presentan. Como resultado, tanto en Tirupati como en Tirumala, se ven miles de peregrinos rapados. La verdad es que es más sacrificio para las mujeres ya que algunas pierden melenas realmente bellas. A muchos de los rapados les cuesta acostumbrarse a esta apariencia, y por lo tanto entre los
artículos que más se venden en Tirumala son los gorros.

Según cuentan, un brillante de gran valor, que luego se llamaría Orloff, era uno de los dos que estaban incrustados en los ojos de la estatua principal del templo Ranganatha, y que fue robado a mediados del siglo XVIII. Lo curioso es que jamás se ha hablado de lo que pasó con el segundo, aunque hay quien dice que era de imitación. Parece que un desertor francés se disfrazó de hinduista (otros dicen que se convirtió a esta religión), y aprovechando una noche de tormenta, se hizo con la piedra preciosa sin ser detectado. Cruzó el río nadando y llegó a un campamento inglés al otro lado. Se trasladó con ellos a Madrás (hoy Chennai) donde vendió el diamante al capitán de un barco británico por 2.000 libras esterlinas. Pasando por las manos de un mercader persa, la piedra, ya famosa por su tamaño, calidad y color celeste verdoso, llega a Ámsterdam. De allí, en 1775, viaja al Kremlin con el príncipe Orloff, previo pago del equivalente de 450.000 dólares americanos. No está claro si él lo compró por encargo de Catalina II, la Grande, o para obsequiárselo. Ella hizo incrustar el brillante en su cetro.
 
 
  Reseña

Más allá de lo que podría considerarse una guía... artículo completo

 
  Nuestras publicaciones  
 
 

La India: leyendas y costumbres

 
     
 

Mitos y misterios de la India

 
     
 

Cocina
India

 
     
 

Lugares y leyendas: India del sur

 
     
 
  Design: LDI